sábado, 25 de febrero de 2017

RESEÑA - Escuela de Rock - 2003






Ya en 1993 con “Dazed and Confused” fuimos testigos de la admiración de Linklater por la música. Mas de 20 años despues con su secuela espiritual “Everybody Wants Some” el maestro del cine indie volvió a dejar en claro su gusto musical; en ambas películas las bandas sonoras forman parte importante del argumento en sí. Sin embargo, esta vez me voy a referir a su película musical por excelencia, una de las mejores películas del rock and roll de todos los tiempos. ¿Creen que exagero? Entonces nunca vieron “Escuela de Rock” !!!!!!

Dewey (Jack Black) es un rockero de alma y corazón, pero nada mas alejado que eso en el escenario. Por su comportamiento durante los shows y sus solos de guitarra eternos lo echan de su banda dejándolo sin ingresos económicos. Debido a esto Dewie se hace pasar por su amigo, un maestro de escuela suplente, y comienza a trabajar como educador de un grupo de niños extremadamente habilidosos en el apartado musical. Una vez se da cuenta de esto, no parará hasta formar la banda de rock and roll mas grande de todos los tiempos! Su relación con ellos lo haran crecer personalmente y en talento, dejando de lado su egoísmo y generando lazos inquebrantables entre ellos que van mas allá de una relación profesor-alumno para convertirse en una de amigos/fanaticos de rock.




Como el mas grande frontman de la banda que se imaginen, Jack Black es quien nos lleva a traves de este escenario musical que es “Escuela de Rock”. Su personificación de Dewie es el claro reflejo de todos aquellos que sueñan con ser algo en sus vidas pero a quienes su entorno no hace mas que desmotivarlos al hacerle creer que no tienen lo que hace falta, que nunca llegarán a cumplir lo que se proponen. Todos en algun momento fantaseamos con tener el mundo a nuestros pies gracias a nuestro talento, y es en el peor momento de nuestro protagonista, cuando pareciera no poder caer mas bajo, que encuentra salvación y esperanza en el lugar mas inesperado.

Black es uno de los mejores talentos comicos del cine, y esta vez haciendo de las suyas como ese vago que quiere escaparle al trabajo y se rehúsa a ceder ante el sistema logra explotar sus cualidades al cien por cien, haciendo de cada gesto un bien necesario para que el guión cumpla la función de hacernos reír.





                            “El hombre arruinó el rock con MTV”


“Escuela de Rock”
es LA película para todo fanático hardcore del rock. Viendo su primera capa podríamos pensar que es una comedia familiar para pasar el rato, pero si comenzamos a adentararnos en ella nos daremos cuenta de que en realidad es una carta de amor hacia ese genero musical y la musica toda. Nuestros oídos se deleitan cada vez que escuchamos a The Doors o Deep Purple, y nuestras cabezas comienzan a balancearse de atrás para adelante automaticamente cuando logramos identificar a AcDc o Led Zeppelin. Es una película hecha por amantes de la musica y dirigida a un público que le da a esta un lugar especial en su vida. Y como lo que es, tanto un divertimento disfrutable por cualquier persona de cualquier edad, como un toque al corazon sensible del rockero mas duro, funciona de las mil maravillas.

“Escuela de Rock” es el retrato de la maduración tardía…o que nunca llegará. Ultimamente la juventud se ha ido extendiendo mas allá de la adolescencia y los adultos son considerados jovenes hasta cumplidos sus 30 años inclusice. Dewey es el claro ejemplo de esto, pero tambien tenemos a Ned (Mike White) quién con todo su ser desearia ser como su amigo, pero que decidió (o lo obligaron?) crecer y enfrentarse al mundo real, dejando sus fantasias de estrella de rock detrás y convirtiendose  en un hombre trabajados con una relación estable. Sin embargo, aunque aparenta estar conforme por fuera, la realidad es que Ned no es él mismo, sino un ser alterado por el afuera a quien mediante la fuerza se le convenció de que sus ideas anteriores eran erroneas.



El mundo da lo mejor de si para confabular en nuestra contra y tirarnos abajo, pero el trabajo de Linklater busca demostrarnos que nuestros sueños siempre van a estar ahí, siempre van a ser alcanzables y que no debemos dejar que nadie del exterior nos haga creer que lo que queremos está mal. Ninguna fuerza opresora podrá detenernos con argumentos flacos si decidimos creer y vivir bajo la influencia del pensamiento del rock and roll!

La música es el medio utilizado para conectar en “Escuela de Rock”. En primer lugar es la forma en que nuestro protagonista logra ganarse a sus estudiantes, y aunque al principio los padres de estos no parecen muy convencidos de la idea, una vez vean los resultados todo cambiará. Porque la musica está para eso, para generar esa union entre generaciones; a través de la musica se olvidan las diferencias y todos nos convertimos en uno, porque todos tarareamos la letra y porque TODOS, cuando queremos darnos cuenta, estamos moviendo nuestros pies a la par de las canciones.



Es imposible que despues de ver “Escuela de Rock” no nos quedemos con esa “actitud rockera” impregnada en nosotros. Es una celebración al ritmo que va en contra de la corriente y que hace caso omismo a la opresion, a la musica que nos llena por dentro y con la que tantas veces nos identificamos.


Linklater cumple con su objetivo como cineasta (al igual que siempre basicamente) que es lograr una identificacion del publico con los personajes. Y no solo eso; logra enviarlos directo a nuestros corazones ganandose un lugar de privilegio en ellos, un lugar que nunca abandonarán mientras sigamos siendo  alumnos de alma de esta gran escuela de rock!




TÍTULO: School of Rock
AÑO: 2003
GÉNERO: Comedia - Musical
DIRECTOR: Richard Linklater
PROTAGONISTAS: Jack Black – Mike White – Sarah Silverman – Joan Cusack – Miranda Cosgrove



OTRAS ENTRADAS RECOMENDADAS:


Karate Kid - 1984

La La Land - 2016
Las Ventajas de Ser Invisible - 2012
Everybody Wants Some! - 2016


No hay comentarios:

Publicar un comentario