lunes, 8 de agosto de 2016

Se lo que hicieron el verano pasado - 1997






“Scream”
fue una renovación para el terror. Hasta su estreno, en ninguna película de terror sus personajes eran conscientes de que formaban parte de una. Al igual que ninguna había estado tan repleta de referencias a estrellas del cine o las mismas películas. Wes Craven la pego a lo grande con su trabajo, con guión de Kevin Williamson.
“Sé lo que hicieron el verano pasado” parte del lápiz y papel del mismo señor, pero no es lo mismo que la anterior.





Un 4 de Julio, cuatro amigos se dirigen a la playa a celebrar, embriagarse y bueno…hacer cosas de jóvenes. A la vuelta, en el auto de uno de ellos, atropellan a un hombre en plena ruta. Asustados y sin saber qué hacer, deciden deshacerse de la evidencia tirándolo al mar, anhelando y prometiendo dejar todo atrás y no volver a mencionar el tema.
Un año después, a Julie (Love Hewitt) le llega una nota anónima diciendo que sabe que ocurrió el verano anterior.

Ha vuelto un fantasma del pasado, y la más afectada es ella, ya que oficia como nuestra heroína.
La chica con pensamientos existenciales, que en la secundaria se gradúa con honores y recibe una beca, en un año da un giro total a su vida y se convierte en una universitaria con malas notas.
Su grado de persecución es tal que de a poco se lo contagia a sus amigos, quienes incluso antes de ser acosados por “el pescador” comienzan a sentirse vulnerables. Todo plan a futuro se verá trunco por la llegada de este fantasma.



La película no busca ser compleja ni mucho menos, y lo damos por sentado al darnos cuenta de algunos huecos argumentales o falta de profundización en algunos puntos del guion. Sin embargo lo que si consigue es ser atractiva. Atractiva más que nada para el público juvenil que no busca salir diferente luego de ver una película, sino que quiere pasar un buen rato y divertirse…y de qué forma!
 



Partamos del punto de que no es un terror propiamente dicho. En ningún momento el espectador siente la necesidad de mirar hacia un costado o cerrar los ojos, sino todo lo contrario. La tensión está construida de una forma (dependiendo el punto de vista puede ser regular, buena o deficiente, nada mas) que nos lleva a querer presenciar lo que va a pasar; aunque si usamos la cabeza es fácilmente predecible.
Es un suspenso divertido que dé a momentos acelera el ritmo de la película, pero que cuando no está presente la convierte en algo emparentado a lo tedioso sin llegar a serlo.
Su ritmo baja  en las escenas en las que el asesino no está detrás de ellos, pero también es cierto que cuando quiere ser efectivo lo logra; tal vez no de la mejor manera posible, pero dignamente.



Love Hewitt, Sarah Michelle Gellar, Prinze y Philippe forman nuestro cuarteto principal. Estrellas en pleno ascenso en la segunda mitad de la década de los 90’s (ya nostálgica para los adultos jóvenes), personalmente las considero las últimas grandes estrellas anteriores a la era de las celebridades masivas.
Hay que entender que eran tiempos diferentes, en donde el internet no estaba impuesto y las redes sociales no eran siquiera una idea en la cabeza de alguien.
Su popularidad llego a ser masiva en parte gracias a sus roles en esta película, algo que ayudo a convertirla en un éxito de taquilla y que generó dos secuelas, ninguna a la altura de la original, incluso cuando esta no fue la gran cosa.




¿A qué se debió su éxito?
Primero y principal, a que fue vendida como “la película de los creadores de Scream, y quien no correría a ver eso? Sumado a esto, el que sea un slasher fácil de digerir la convierte en el plato perfecto para adolescentes y jóvenes. Además, los rostros principales no solo son bellos sino también los más reconocibles de una generación, y eso corta tickets.
¿Tenemos los clichés clásicos del género? Claro que sí. ¿Heroína con la capacidad de dejar el alma en cada grito? ¿Desconfianza en uno de los protagonistas? ¿Giro inesperado? En mayor o menor medida, todo dice presente. La película no arriesga en innovar, ¿pero quien necesita o siquiera se plantea hacerlo cuando se sabe que la formula funciona?


“Sé lo que hicieron el verano pasado” fue uno de los grandes hitos del cine a fines de los 90s, ya que de lo que carece en calidad lo complementa en popularidad.
Es difícil encontrar películas que perduren en el tiempo y que sigan siendo atractivas décadas después de su estreno (el año que viene se cumplen veinte), así que hay que reconocer el mérito de esta, y aunque obviamente no es un gran ejemplo de lo que el género puede ofrecer, si lo es a la hora de demostrar como la popularidad y la conexión con la audiencia es igual o más importante que la calidad de un trabajo para mantenerlo vivo.




TÍTULO: I Know What You Did Last Summer
AÑO: 1997
GÉNERO: Terror - Suspenso
DIRECTOR: Jim Gillespie
GUIÓN: Kevin Williamson
PROTAGONISTAS: Jennifer Love Hewitt Sarah Michelle Gellar Freddie Prinze Jr Ryan Philippe




Entradas recomendadas

El Proyecto de la Bruja de Blair - 1999
El Regalo - 2015
Las Ultimas Supervivientes - 2015
Hostel - 2005
Cloverfield - 2008

No hay comentarios:

Publicar un comentario